Investigadora insta a no bajar la guardia contra la COVID-19 ante nuevos casos positivos

Prensa Mincyt.- La investigadora venezolana María Fernanda Correa* reiteró la importancia de seguir manteniendo las medidas de prevención contra la COVID-19 ante nuevos casos positivos en el país.

“La pandemia no ha acabado, hemos notado cómo hay personas que van por la calle y no llevan sus tapabocas puestos, gente reunida en evento grandes que no guarda el debido distanciamiento”, dijo la doctora en Bioquímica, miembro de la Comisión Presidencial de Prevención, Atención y Control de COVID-19.

Explicó que el virus de la COVID-19 es un virus de RNA que muta regularmente lo que ocasiona cambios en el genoma viral. “Así es como se nos presenta unas subvariantes de ómicron como la B.A2, BA2.12.1, BA.4 y la BA.5”

Comentó que Venezuela cuenta con un programa de vigilancia genómica que funciona en el Instituto Venezolano de Investigaciones Científicas (IVIC) “que nos permite ir analizando caso a caso, saber qué virus es el que hay, de dónde vino, si es comunitario o viene de afuera y, efectivamente, hemos encontrado que toda esas variantes están circulando”.

Vacunas efectivas

En cuanto a la efectividad de las vacunas ante estas nuevas subvariantes, la investigadora afirmó que estas ofrecen protección. “Las que hemos usado en el sistema público de salud sea la Sinopharm o la Sputnik son vacunas que todavía nos protegen. Las personas que realmente se están enfermando son aquellas que no se han puesto el esquema completo de dosis o aquellas que salen a la calle sin mascarilla o van a reuniones donde hay otras personas con este virus”.

Enfatizó que estás vacunas han pasado por estudios clínicos completos por lo que son totalmente seguras y eficaces. “Si no fuera por estas vacunas estaríamos en una situación donde veríamos un número de defunciones muchísimo más alto, más personas hospitalizadas en cuidados intensivos y eso no está ocurriendo en Venezuela ni en ninguna otra parte del mundo. Las vacunas han hecho su trabajo”.

Aclaró que aunque estas vacunas fueron diseñadas para un virus que no había mutado la respuesta inmune sigue presente ante una nueva variante. “Muchas de esas vacunas al inicio se diseñaron para un virus que no había cambiado, no había mutado. Ahora tenemos un virus que ha ido mutando y esas mutaciones registradas en los centros de genómica demuestran que son muchísimas, mutaciones que no hacen que la cantidad de anticuerpos producidos por alguna de esas vacunas, como respuesta inmunológica inducida, se pierda. Ejemplo si yo te inóculo con una vacuna que tiene el virus completo, como pasa con la vacuna Sinopharm, pues yo te estoy poniendo todos los epítopes antigénicos del virus y vas a tener los anticuerpos, al mutar el virus tu cuerpo va a continuar teniendo una respuesta inmune”.

Dosis de refuerzos

María Fernanda Correa, quien también es investigadora de biología molecular de agentes infecciosos en el Instituto de Medicina Experimental de la Universidad Central de Venezuela (UCV), manifestó que en estos momentos se ha visto una disminución en la cantidad de personas para colocarse las dosis de refuerzo, esto posiblemente a que se sienten más confiadas.

“La gente se confió, salió a la calle, se dio cuenta que puede trabajar, que puede ir a fiestas, que se volvió a cierta ‘normalidad’. Lo cierto es que no hay que bajar la guardia, si usted no se ha vacunado, no tiene el esquema completo, no se ha puesto su refuerzo vaya y colóqueselas, porque en cualquier momento se puede infectar”.

Advirtió que ante cualquier síntoma de malestar general, cansancio, dolor de cabeza, dolor de espalda se debe acudir a un médico. “Si usted sospecha que tiene COVID-19 aíslese para evitar contagiar a otras personas, hágase su prueba de diagnóstico, no piense que es solo una gripe. Si usted siente que los síntomas empeoran acuda a un centro de salud”.

En este sentido, insistió que la mejor forma de cuidarse es vacunarse, colocarse las dos dosis y el primer refuerzo, además de mantener las medidas de prevención: lavarse las manos, usar mascarillas, mantener el distanciamiento, evitar lugares poco ventilados y con muchas personas.

Con respecto a la cuarta dosis o segundo refuerzo indicó que el Comité Terapéutico Nacional en Relación con la Atención al COVID-19 sugiere que se la coloquen aquellas personas que presentan alguna comorbilidad, tienen más de 60 años o alguna enfermedad inmunosupresora.

“Se recomienda también a mujeres embarazadas, médicos y enfermeras que están en el servicio de atención a la salud, a quienes están expuestos a la atención de pacientes con COVID-19”, subrayó la científica.

*Dra. en Bioquímica, acompaña a la Comisión Presidencial de Prevención, Atención y Control de la COVID-19. Es investigadora de biología molecular de agentes infecciosos, en el Instituto de Medicina Experimental de la Universidad Central de Venezuela (UCV). Tiene experticia en diagnóstico de enfermedades infecciosas, como tuberculosis, micobacteriosis, rotavirus y adenovirus. Es expresidenta del Instituto Nacional de Higiene Rafael Rangel.

#ConstruyendoUnidos
#LaNuevaAmazonas
#RefuerzaTuVacuna

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.